martes, 18 de noviembre de 2014

Adiós, Dragon Valley

Después de años de lucha contra el mal humor adolescente, era un alivio para los hermanos Luck-Goth haber llegado a jóvenes adultos. Y no sólo eso, sino que al fin dirían adiós al tormentoso Dragon Valley para construir su brillante porvenir en la Universidad St. John, cerca de Hidden Springs.


Winston y Tristan se despidieron de los pocos amigos que habían hecho en el valle, como Corren Dwyer, el mejor amigo de Winston, a quien seguramente iba a extrañar pero a quien esperaba ver algún día, tal vez pronto. El futuro era algo incierto por ahora.


Pero la última noche en Dragon Valley estuvo muy lejos de ser tranquila, pues aunque los gemelos se encontraban en santa paz, Sabrina y Wylie continuaban disgustados por el asunto de Siobahn Murphy. De hecho, Sabrina le había lanzado a Wylie un ultimátum, o se olvidaba para siempre de la tal Siobahn o era mejor que no volviera con ella a Hidden Springs. Wylie intentó calmar el disgusto de su esposa con un beso. ¡Vaya error!


Sabrina se enojó aún más y la discusión terminó en una pelea a golpes. Winston bajó corriendo para tratar de detener la trifulca.
- Papá, mamá ¿qué les pasa? Mamá. ¿Estás bien?
- Yo estoy perfectamente. No puedo decir lo mismo de tu papá - respondió Sabrina. Wylie apenas si pudo murmurar: - Todos los Goth son unos dementes.


- ¿Ah sí? Pues nunca te metas con una Goth - contestó muy oronda Sabrina y se retiró a su recámara. Se sentía mucho mejor después de haberse desahogado. Wylie, más adolorido en su orgullo que otra cosa, se quedó en la cocina lavando platos y pensando en el ultimatum de Sabrina. Tal vez debía hacerle caso y olvidarse de Siobahn. De todas formas, una vez en Hidden Springs, iba a ser difícil que volviera a verla. "Bueno, pues adiós Dragon Valley y adiós Siobahn..."


Doce horas más tarde, los gemelos Winston y Tristan Luck llegaban a Hidden Springs, para preparar su partida rumbo a la Universidad. 
- ¿Qué opinas, Winston? ¿Crees que pueda llevar a Escarlata conmigo a la Uni?
- Ni lo pienses. Los dragones no van a la Uni. Además, no creo que papá quiera separarse de él.

 
Apenas unos días después, Winston y Tristan arribaron a la Universidad, pero no iban solos, los acompañaban sus primos Antoine Langeeraak, hijo del tío Robert y hermano de Cornell; Josie Langeeraak, la hija del tío Jason y su primo hermano Billy Goth, hijo de su tío John Goth, hermano de Alexandra y Dean. Todos se conocían desde niños y ahora compartirían un departamento que pagarían entre los cinco. Así, bajo la lluvia y sin la menor idea de cómo iban a organizarse, daba inicio la vida universitaria de los gemelos Goth-Luck.

No hay comentarios:

Publicar un comentario