jueves, 2 de octubre de 2014

El Pequeño Dragón Escarlata

Ruidos extraños atrajeron a Sabrina hacia el laboratorio y vaya sorpresa que se llevó cuando se encontró frente a frente con un dragón. Sí, un pequeño dragón color escarlata.
-- Conque esto era lo que contenía el misterioso huevo. Entonces era cierto ¡en esta ciudad hay dragones! Bueno, pues vamos a bautizarte, creo que Escarlata es un nombre apropiado.


--Wow, y en efecto, puedes volar...
 Todo la actividad y el entusiasmo que Escarlata despertó en su nuevo hogar lo dejó tan agotado que cayó dormido en la cocina.


La hora del desayuno estuvo llena de gran expectación pero también de confusión por la presencia de Escarlata. El problema era que no sabían si tratarlo como mascota o como miembro de la familia, ya que no les era posible controlar su comportamiento. Lo único que podían hacer era alimentarlo. Toda la conversación esa mañana fue acerca del mismo tema: ¿Qué iban hacer con un dragón en casa? ¿Sería buena idea contarle sobre él a sus compañeros en la escuela y el trabajo?

 
Después de que los niños partieron rumbo a la escuela, Wylie dejó por unos momentos el tema del dragón para preguntarle a Sabrina sobre su novela, mientras disfrutaban de un delicioso sandwich frito de plátano con mantequilla de cacahuate, platillo favorito de Wylie. Sabrina no se veía muy animada, pues la verdad había estado teniendo problemas para concentrarse y terminar la novela. Pero esperaba que el cambio a Dragon Valley y todo lo sucedido recientemente le trajera al fin algo más de inspiración.


 Esa noche Wylie no jugó al dominó, prefirió ir a recostarse un rato ya que se sentía algo enfermo. El resfriado, desde luego, no le impidió leerles a los niños antes de dormir, como era la costumbre. Luego fue a estudiar en sus libros de Jardinería y finalmente intentó practicar algunas jugadas de billar, pero más tarde se puso tan mal del resfriado que hasta tuvo un accidente con la bola de billar, la cual fue a dar directo a su ojos, así que declaró que era todo por aquella noche y se fue a la cama.

No hay comentarios:

Publicar un comentario