jueves, 26 de septiembre de 2013

Karen va a la Universidad


8, 9 y 10 de Marzo de 2013


Karen llegó a la Universidad acompañada de Dylan, quien había ahorrado lo suficiente para rentar una casa independiente, aunque pequeña. Claro, habría que conseguir alguno que otro trabajo para continuar con los pagos a lo largo del trimestre.


Su nuevo hogar no era precisamente lujoso, tendrían que hacerle algunos cambios, pero al menos no tendrían que vivir en esa casa de locos que era el dormitorio de los 'Rebeldes'.


El día de la llegada estuvo nevando mucho, así que la mayor parte del día lo pasaron en casa, estudiando y preparándose para el inicio de clases.


Ya en la reunión de bienvenida, Karen se entretuvo con las máquinas de juegos.


También jugó una partida de Plink Plonk con una de las profesoras.


Mientras, Dylan conoció a una paparazzi muy especial...


 Ella era extraordinaria... Literalmente.


 También conoció a Cid Serverus, un vampiro rebelde, bastante presumido, y con muy mal genio.


Karen también tuvo el disgusto de conocer a Cid. Parecía agradable al principio, pero luego se puso impertinente, ya que siendo vampiro, intentó intimidarla.
 

Pero Karen no es alguien a quien se le pueda intimidar. La rubia también tiene su carácter!


Dylan volvió a encontrarse con Sharon Dorsey, la guapa mujer planta y ya no se separó de ella en el resto de la reunión. Sí que lo tenía impresionado.
 

Al día siguiente por fin dejó de nevar y un enorme arcoiris se asomó entre las nubes grises.


Las clases transcurrieron de lo más normal para Karen. A la salida, ella y Dylan fueron invitados a la fiesta de Cid Serverus, el vampiro malhumorado, quien habita en uno de los mejores dormitorios de la Universidad. Apenas terminaron las clases, Karen corrió hacia allá.


La fiesta era en traje de baño --a pesar de que había estado nevando y hacía un frío glacial--. Cid no estaba a la vista, había andado quejándose porque tenía mucha hambre, y como Karen sabía bien de qué se alimentan los vampiros, prefirió  mantenerse alejada de él. Asi que fue a la sala a platicar con Paul Biden, quien la verdad, no le puso nada de atención. Lástima, porque a ella le pareció muy guapo. 




Por su parte, Dylan estuvo conversando con Waverly Chen, otra rebelde que no fue muy amigable. Todos en ese dormitorio eran bastante presumidos.


La fiesta no terminó bien. De pronto, Cid comenzó a gritar. Se había estado quejando de que tenía hambre. Como era vampiro, no pudo simplemente comer lo que comen los demás. En cuestión de minutos se puso realmente mal y finalmente comenzó a... desintegrarse!


Fue un espectáculo impactante. Karen estaba horrorizada, igual que los demás. Sólo al insensible de Paul Biden le pareció diverto. No dejaba de reír, quizá de nervios. A Karen le disgustó su actitud. No era momento para reírse! La muerte es una parte natural de la vida, pero eso no significa que no sea dolorosa... y muy impresionante para los amigos e invitados de Cid!


Nicole Lawry, la novia de Cid, se veía bastante afectada. El buen samaritano de Dylan se acercó para consolarla.  "Hola, soy Dylan. Si necesitas algo..." -- "Dylan? Dylan qué? Te conozco?" Claro, Nicole Lawry, otra presumida del dormitorio de los presumidos.


Aparte de presumida, Nicole era demasiado atractiva, y Dylan muy impresionable, así que Karen decidió que había que marcharse ya. Ambos se pusieron de nuevo su ropa de invierno, tomaron sus mochilas y se dirigieron a la salida.


Después de lo ocurrido con Cid, seguramente la noticia correría por todo el campus. Quizás incluso llegara la policía, así que Dylan estuvo de acuerdo que lo mejor era retirarse enseguida.


Ya de vuelta en casa, Karen se encontraba exhausta y todavía muy impresionada por la muerte de Cid. Ojalá no tuviera que ver su fantasma deambulando por la facultad. 


Por la mañana, mientras Karen estaba en clases, Dylan intentó echar a andar su nueva Máquina del Tiempo. El viaje no fue nada agradable. Primero lo atropelló una carroza, y luego de regreso, la Máquina se descompuso. Dylan se puso furioso.  "Rayos! Cuándo podré hacer que funcione bien esta cosa!"


Pero el humor le cambió cuando llegó Sharon a tomarle unos fotos. Ella era muy simpática, lástima que él ya tenía novia. Además, por el momento lo que le urgía era reparar La Máquina del Tiempo.


"Si lograra hacer funcionar uno solo de mis inventos, podría venderlo y ganar mucho dinero. Entonces sí me mudaría a un dormitorio decente!" Soñaba Dylan mientras consultaba su libro de Mecánica.


 Dylan se fue a sus clases. Karen regresó por la tarde, tan cansada que se durmió una siesta. Luego se puso a estudiar un rato. Por la noche ella y Dylan estaban invitados a la fiesta de Ye Gangnam, en el dormitorio de las 'niñas ricas'. Qué nervios.


Conque ella es la tal Ye Gangnam... Dylan se veía encantado.


Se comportaba como toda una celebridad cuando otros invitados querían tomarle fotos. Después de todo, su madre, la exploradora Sienna Langeeraak es muy conocida por sus viajes alrededor del mundo.


Algunos invitados de la Gangnam ya eran algo mayorcitos. ¿Serían profesores o algo así?


Dylan se puso a hablar interminablemente sobre sus inventos. Al parecer Ye se estaba durmiendo. Como ella no era del grupo de los Nerds, la Ciencia la tenía sin cuidado.


 Entre las 'niñas ricas' estaba desde luego Alexandra Goth, esa excéntrica prima de Dylan. Karen quizo ir a saludarla, ya que Dylan habla tan bien de ella. "Hola, soy Karen Helgason, la novia de Dylan".  --"Ah, sí...?? Bien, pues ya que eres nueva aquí, debes aceptar un reto de iniciación. Tendrás que besar a un sim al azar. Si no lo haces, no serás aceptada en el Grupo".


Qué extraño. Karen no recordaba haber solicitado ingrear en ningún 'Grupo'. Al parecer, Alexandra era una de esas chicas de fraternidad a quienes les gusta hacer sufrir a las novatas. Karen no tenía que aceptar el reto ya que no estaba interesada en su famoso grupo, pero por otra parte, no deseaba contrariar a Dylan haciéndole un desaire a su prima.


Así que aceptó el reto y comenzó a buscar entre los invitados alguien a quien no fuera tan desagradable besar, deseando que Dylan no estuviese mirando, pero Dylan estaba muy distraído charlando con su querida Alexandra. 


Ella no lo dejó en paz en toda la fiesta. No le quitaba la mirada de encima y se deshacía en elogios hacia él y su familia. Tal vez él le gustaba y lo del reto había sido sólo un pretexto para separarlos por el resto de la fiesta?


Tal vez Karen sólo está imaginando cosas, pero lo cierto es que tanto Dylan como Alexandra se veían felices charlando y recordando los días de su infancia en Hidden Springs. Ojalá el novio de Alexandra apareciera de una vez!


En fin a Karen se le ocurrió que era una buena idea besar al señor Home, el hombre mayor que andaba por ahí en la fiesta de Ye.


No. No fue buena idea. El  señor Home se disgustó. Y lo peor, Jack Sammon uno de los invitados, estaba viendo todo, inclusive tomó una fotografía. Aww, qué vergüenza, ahora todos se enterarían. Karen salió corriendo para ocultarse, deseando que la tierra se la tragara.


Ya de vuelta en la fiesta, el señor Home no dejaba de mirarla. Ya no parecía tan disgustado, al parecer lo había malinterpretado todo y creía que Karen estaba interesada en él. Cómo explicarle que sólo se trataba de un reto, una broma? 


Cuando Alexandra se enteró no paraba de reir. Ahora Karen sería su burla. Para colmo, le dio la mala noticia: el beso tenía que ser correspondido, y el señor Jack Home no sólo no lo había hecho, sino que además, según informes, se había disgustado. Así que ese beso no contaba. "Estoy acabada". Pensó Karen. Pero Alexandra Goth extendió el plazo y le dio hasta el día siguiente para cumplir el desafío.


 "Tengo que dejar de asistir a estas fiestas. Todo siempre va tan mal. Primero la muerte de Cid, y ahora esto..." Pero a pesar de todo, Karen aceptó el reto. Alexandra Goth no se burlaría de ella. Nadie se burla de Karen Helgason!


"Bien, pues mañana me encargaré del famoso reto. Por ahora es suficiente. Me voy a casa." Y Karen salió de la fiesta tan confundida que se olvidó de avisarle a Dylan.


"Disculpen, alguien a visto a Karen?" Fue cuando Paris le contó a Dylan lo del desafío. Ashley a su vez le había contado a ella, ya que acababa de leerlo en el Facebook de Alexandra Goth.


"Karen en Facebook? Pero esto es el colmo! Alexandra me tendrá que oir!"
Dylan dejó la fiesta. Estaba muy disgustado con su prima, pero no pudo reclamarle porque ella también se había ido. Era tarde y al día siguiente tenía clase, pero en algún momento tendría que hablar con ella. "Esto no se puede quedar así!"


No hay comentarios:

Publicar un comentario